Carta Abierta al Presidente Electo Porfirio Lobo Sosa

Carlos Espinal G.

Estimado Señor Presidente Electo,

Felicitaciones por el gran respaldo popular y su reciente designación como el próximo Presidente Constitucional de Honduras.

Estas breves notas son para asistirle en su proceso de establecer prioridades en este período de transición y durante su exitosa gestión de 4 años.

Con buen tino, usted ha identificado la prioridad inmediata, el reincorporar a Honduras en el seno de las naciones del mundo, tarea que tomará tiempo si queremos que estas relaciones sean de interdependencia para el sano desarrollo político, económico y social de Honduras.

Dos prioridades mediatas yantes de la toma de posesión son: integrar su equipo de gobierno y el plan de desarrollo de su administración.

La selección de su equipo, gabinete y posiciones claves del Gobierno es fundamental, ya que además de incorporar como es su deseo un gabinete que represente la diversidad política, de sexo, de raza, etc., tiene que escoger a la mejor gente y en este trabajo, usted debe considerar las tres dimensiones relevantes de todo equipo ejecutivo: Carácter, competencia y compromiso. Por carácter debemos entender: Integridad e intención y por competencia, su preparación y la evidencia en la entrega de resultados. Esta tarea es vital y no delegable, ya que el equipo ejecutivo que lo acompañe será su sello de liderazgo y evidencia de querer cumplir con el plan que el pueblo le aceptó durante la campaña. El mejor plan estratégico será un fracaso si su equipo no está a las alturas de los requerimientos.

Con muy buen criterio, usted le ha formulado a la sociedad la necesidad de un plan de largo plazo. Creo que lo más importante es que a largo plazo usted le plantee al pueblo de Honduras una serie de metas de largo plazo (25 a 30 años) que nos indiquen un rumbo y lo que queremos de Honduras para la próxima generación. Las estrategias las podemos hacer de más breve plazo ya que éstas tendrán que acomodarse a los tiempos.

Le propongo Sr. Presidente Electo las siguientes metas de largo plazo para su consideración y para que su equipo las revise y mejore. Si su equipo le dice que no se pueden obtener, búsquese otro equipo que si pueda y que le expliquen cómo lo lograremos:

Algunas metas de largo plazo para su consideración:

  1. Rediseñar y consolidad una verdadera democracia representativa. (Nuestro Presidente y representantes tiene que ser responsable de sus actos ante sus electores, no ante grupos de poder. Con la experiencia del año 2009, es obvio que nuestras leyes requieren introducir estos mecanismos de control y supervisión para que nadie sienta que está por encima de la ley. El modelo Francés de Gobierno con respecto al Poder Ejecutivo, puede ser una forma de lograr estos objetivos),
  2. Garantizar un sistema de justicia que sea justo y oportuno,
  3. Asegurarse de erradicar la inseguridad y la existencia de grupos irregulares en la sociedad,
  4. Lograr que el Producto Interno Bruto del país, crezca por encima del 8% en forma anual y sostenida durante los próximos 30 años,
  5. Lograr la total independencia del Banco Central y la estabilidad de precios a largo plazo, con niveles de inflación anual durante este período menores al 4%,
  6. Lograr reducir el índice de desigualdad del ingreso (Coeficiente Gini) del 53.8% al 42%,
  7. Crear una cultura emprendedora y asegurarse que el total de la población tenga acceso al mercado de capitales y a un régimen estable de propiedad,
  8. Reestructurar el aparato del Gobierno de manera que el Gobierno se concentre en lo vital, no en la provisión ineficiente de servicios que estarían en mejores manos en un sector privado dinámico, competitivo y democrático en su régimen de propiedad y en el que toda la sociedad tenga acceso, no solo un par de grupos étnicos,
  9. Usar el esquema cooperativo como una forma efectiva de erradicar la pobreza extrema y los mecanismos de solidaridad y de acumulación de riqueza que esta forma de gestión, llevada en forma honesta, es capaz de proporcionar,
  10. Transformar el sistema educativo y de salud para que el Gobierno se convierta en el gran arquitecto y regulador de nuestro destino, logrando que la próxima generación el nivel de analfabetismo haya desaparecido y los niveles de cultura, capacitación y salud sean cónsonos con lo que deseamos para los mediados del siglo 21, y simultáneamente que el Gobierno deje de ser presa de grupos de presión cuyo interés parece ser sólo económico y gremial,
  11. Crear una cultura de protección y de excelencia con respecto al medio ambiente, el bosque, nuestros ríos, la fauna y el tratamiento de nuestros desechos. Esta iniciativa es de las que promete mayor impacto a mediano plazo en términos de costo beneficio si las personas que la dirigen conocen de las mejores prácticas a nivel mundial,
  12. Rediseñar el servicio exterior de Honduras para garantizar que su gestión obedece a los mejores intereses de toda la sociedad, no solo del Gobierno. El sector empresarial debe participar activamente en la designación de los funcionarios (excepto el Embajador) y participar en su remuneración con base a resultados (ver modelo Chileno),

Su equipo de Gobierno debe inaugurar la práctica de preparar antes del Presupuesto anual, un Plan de Desarrollo Anual de Largo Plazo el cual debiera someter a la consideración del Congreso Nacional en Julio de cada año para su aprobación y en el cual se identifiquen las estrategias para el logro de las metas a largo plazo. El primer ejercicio de dicho plan sería el Plan 2020 que debiera someterse en Julio del 2010, mucho antes de la consideración del Presupuesto del 2011, lo que simplificaría el proceso de gestión y le permitiría a la sociedad tener el rumbo claro para el próximo decenio, independientemente de los cambios políticos.

Señor Presidente Electo, le pido disculpas si usted o su equipo de colaboradores considera esta carta una intromisión, pero mi deseo genuino es ver en nuestra querida patria un camino de paz, armonía y prosperidad abandonando nuestra dependencia de la caridad mundial y la exportación de nuestra gente que no encuentran oportunidades en nuestra tierra ya que esta crisis nos demostró que tan frágil nos hace esta dependencia.

Muy respetuosamente,

Carlos Espinal G.

 

PD. El autor es hondureño con residencia en México, posee estudios a nivel de postgrado en ingeniería y administración yse ha especializado en la transformación de grandes empresas a nivel mundialen la búsqueda de la excelencia yaltos niveles de desempeño.