banner por salud TCTLLE

logo19PD

GIF Jestereo nov 17

Menu

         

El populismo destaca en el calendario electoral de Latinoamérica



El populismo destaca en el calendario electoral de Latinoamérica
Autor del artículo: Proceso Digital

Tegucigalpa – Latinoamérica se va de elecciones este 2018. Pero la buena noticia de que seis países elegirán sus presidentes, se ve opacada por la amenaza de que los populistas de izquierda y derecha se impongan a la clase tradicional política.

Y a lo anterior se suma en que estos comicios servirán para que millones de Millenials hagan su debut en las urnas, lo que en lugar de alegrar por la saludable renovación de los electores, ponga los pelos de punta al “establisment” debido a la tendencia de los jóvenes a votar contra los partidos y los políticos tradicionales y opten por las nuevas opciones que promueven “lo fácil”.

También serán los comicios que ocurran post escándalo de corrupción de Odebrecht, el terremoto político que afectó a varios países latinoamericanos derribando a su clase política. Los millenials son sensibles a la corrupción, ya que consideran que los recursos que se quedan en los bolsillos particulares les afectan a su futuro.

Los gigantes latinoamericanos de Brasil y México encabezan la lista de países que renovarán sus poderes ejecutivos, que incluyen a Colombia y en la que también están anunciadas, pero sin fechas, las de Venezuela y Cuba.

CALENDARIO-ELECTORAL-2018-2019-2 Página 1 

Cronograma

Pero quien inicia el calendario electoral es la apacible Costa Rica, uno de los países con una tradición democrática en Latinoamérica, donde acudirán a primera vuelta el 4 de febrero 11 candidatos y donde saldrán los dos aspirantes que acudirán a la segunda vuelta el 1 de abril donde saldrá el sucesor del actual mandatario Luis Guillermo Solís.

Le sigue Paraguay que el 22 de abril acude a las urnas, continua Colombia el otro grande de la región con una cita inicial para el 27 de mayo y en balotaje el 17 de junio.

Como plato fuerte quedan para el final México, el segundo país más poblado y la segunda economía latinoamericana, que acudirá a las urnas el 1 de julio y de donde saldrá el futuro inquilino de la residencia presidencial de Los Pinos.

El gigante del subcontinente Brasil, con 200 millones de habitantes y la primera economía latinoamericana, concurrirá el 7 de octubre.

maduro en campaña

También tienen programadas citas electorales Venezuela y Cuba, los dos regímenes de izquierda de la región, pero sin fecha alguna, aunque los cubanos adelantaron que esperan hacerlo en abril.

El peligro populista

Pero lo que más angustia a los expertos en temas latinoamericanos es que en los principales países la amenaza populista de derecha e izquierda se cierne sobre las instituciones democráticas.

En el gigante Brasil, el izquierdista expresidente Luiz Inacio Lula da Silva encabeza las encuestas de preferencia, y su discurso está lejos de la moderación que caracterizaron sus dos gobiernos previos, ya que en la actualidad se centra en atacar a las instituciones de la justicia, la fiscalía, la policía federal y el Congreso por haber destituido a su exdelfina Dilma Rousseff como mandataria.

También resaltan ataques contra la clase empresarial, colocándolo de nuevo como en sus primeras campañas electorales por su Partido de los Trabajadores, donde su discurso era marcadamente de clase.

Lula surgió a la vida política como dirigente del poderoso sindicato de metalúrgicos y de ahí salto a organizar el Partido de los Trabajadores.

El exmandataria enfrenta un obstáculo a vencer, además de sus opositores, y es que la justicia lo condenó a nueve años de cárcel por actos de corrupción y si es ratificado en segunda instancia queda inhabilitado para disputar la Presidencia.

Pero su rival más directo, el diputado Jair Borsonaro es un populista de extrama derecha, con un discurso centrado en defensa de los militares que torturaron durante la dictadura militar de su país, así como contra el colectivo homosexual.

El propio Bolsonaro es un exmilitar paracaidista brasileño, que entre sus afirmaciones está que los policías deben asesinar a delincuentes y a una colega diputada le dijo que no la violaría porque era muy fea.

Todo ese discurso atrae votos en el conservador rural de Brasil e incluso en las ciudades, donde le ven como la opción de devolver la seguridad y la paz en las violentas favelas y otras zonas residenciales.

Otra vez AMLO

Mientras México debe vivir con el eterno Andrés Manuel López Obrador que por tercera ocasión acude a las urnas a disputar la presidencia del país latinoamericano del norte del continente.

López Obrador, un claro populista de izquierda, arranca el año encabezando las preferencias electorales de acuerdo a los sondeos, como ocurrió en las dos previas.

Decidido a conquistar Los Pinos, sitio de la Presidencia de México, AMLO, como es conocido popularmente, no ha dudado en dejar los partidos en los que militó y lo postularon con tal de asegurarse la candidatura presidencial.

Primero perdió contra Felipe Calderón del Partido Acción Nacional el 2006 y el 2012 contra el actual mandatario Enrique Peña Nieto. En ambas ocasiones se postuló por un bloque de izquierda y tras perder los comicios denuncio fraude y no aceptó los resultados.

Para los comicios del 1 de julio fundo el Movimiento Regeneración Nacional (Morena) y se alió con otras agrupaciones.

Su contendor es el candidato del Partido Revolucionario Institucional (PRI), el exministro José Antonio Meade.

Colombia

En Colombia, el populismo del bloque de derecha que aglutinan los expresidentes Álvaro Uribe y Andrés Pastrana busca recuperar la presidencia del país, luego de dos mandatos del actual mandatario Juan Manuel Santos.

Dicho bloque fue el ganador del referéndum que dijo NO al acuerdo de paz con las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC). Finalmente el convenio de paz salió y fue suscrito, pero los populistas de derecha buscan sabotear su implementación desde el gobierno.

El uribismo tiene varios aspirantes, mientras que por las filas gubernamentales se postula el ex vicepresidente German Vargas.

En este proceso participará por primera vez la exguerrilla de las FARC con su comandante “Timochenko” como aspirante presidencial.

Es una apuesta arriesgada que harán los colombianos.

Hugo chavez y maduro

Venezuela

Pero uno de los platos fuertes esperados son las elecciones en Venezuela, donde el presidente Nicolás Maduro busca imponerse primero a sus adversarios en el chavismo y luego a la dispersa oposición.

A pesar de tener el país en la ruina, Maduro ha sabido mantenerse en el poder, para ello cede cada vez más poder a los militares, con la fórmula de arrinconar a sus adversarios internos que se consideraban leales al comandante Hugo Chávez.

A muchos los ha acusado de corrupción, otros de traicionar los ideales de Chávez od e aliarse con la oposición.

Mientras los opositores primero fueron despojados del poder de la Asamblea Nacional al ser virtualmente invalidada con la paralela que monto el chavismo con la asamblea constituyente.

Luego llamó a elecciones municipales y regionales. Boicoteadas por los principales líderes opositores, Maduro los inhabilitó para que le enfrenten, para lo cual utilizó los resortes de la asamblea constituyente, la fiscalía general y el poder judicial.

Todavía no está fija la fecha de los comicios presidenciales, pero seguro la oposición quera sacar un solo candidato que haga frente a Maduro y los restos del chavismo.

hermanos castro

Cuba sin los Castro

Mientrs Cuba inició el 2018 conmemorando el 59 aniversario de la revolución comandada por los hermanos Fidel y Raúl Castro.

Fallecido Fidel, el mando lo heredó su hermano Raúl, pero este aprendiendo del modelo chino de gestión comunista hábilmente reformó la constitución para limitar a dos mandatos la Presidencia del país.

Cumplidos los dos mandatos de cinco años cada uno, Raúl se prepara para abandonar la Presidencia de Cuba y entregársela a una persona que no proceda del clan familiar.

Se espera que en abril los cubanos conozcan a su nuevo presidente. Los expertos adelantan que el actual vicepresidente Manuel Díaz-Canel le sucederá en el cargo, alejando así a los castros del gobierno por primera vez en más de medio siglo.

Pero alejarse del gobierno no implica lo mismo que abandonar el poder.

De hecho Raúl Castro continuará detentando el máximo cargo de poder que hay en la isla, ya que al ser Cuba un país de régimen de partido único, el poder supremo radica en la secretaría general del Partido Comunista de Cuba (PCC).

Raúl Castro seguirá al frente del  PCC hasta el 2021, con lo cual tendrá la última palabra en las decisiones cruciales para Cuba, pero se alejará de la escena diaria de despachar las tareas gubernamentales.

Costa Rica y Paraguay

juan Diego CastroJuan Diego Castro. Foto: TwitterMientras Costa Rica y Paraguay acuden a los comicios con pocas diferencias internas.

En Costa Rica destaca Juan Diego Castro, por ser considerado un populista, aunque debe lograr atraer el 40 por ciento del voto si quiere ganar en la primera vuelta.

Se ha centrado en atacar a los partidos históricos como el Liberación Nacional (PLN).

En Paraguay destacó que el senador disidente Mario Abdo Benítez se impuso a la corriente patrocinada por el mandatario Horacio Cartes. Benítez es hijo de un jerarca de la dictadura de Alfredo Stroessner en Paraguay.


Valora este artículo
(0 votos)

volver arriba

    


CEDAC Baner PRONTO