baner por salud junio verde

nuva d19 oct

GIF Descarga nuestra app

Menu

         

Más de mil incendios terminaron con 71 mil hectáreas de bosque en Honduras



Más de mil incendios terminaron con 71 mil hectáreas de bosque en Honduras
Autor del artículo: Proceso Digital

Tegucigalpa – El titular del Comisionado Nacional de los Derechos Humanos (Conadeh) Roberto Herrera Cáceres, advirtió este martes sobre el impacto negativo de los incendios en Honduras y el mundo, por los graves daños que ocasiona tanto a los bosques, las fuentes de agua y la salud de las personas.

-Además el ombudsman, se solidarizó este martes con quienes apoyan y luchan por controlar los incendios forestales en la región amazónica.
Se estima que, en los últimos 13 años (2007-2019), Honduras ha sido escenario de unos 13,855 incendios que han afectado alrededor de 711,670 hectáreas, principalmente entre los meses de febrero y mayo de cada año.

En lo que va del 2019, se reportaron 1,159 incendios en 16 de los 18 departamentos del país que afectaron, al menos, 71,643 hectáreas.

Con 44 incendios que dañaron unas 24 mil 373 hectáreas, el departamento de Gracias a Dios fue el más afectado en el 2019, seguida por Olancho con 207 incendios y una afectación de 15 mil 242 hectáreas, Francisco Morazán registró el mayor número de incendios con 263 que afectaron unas 7 mil 485 hectáreas y Yoro que contabilizó 125 incendios que una afectación de unas 6,000 hectáreas.

Hasta ahora, los municipios que reportaron el mayor número de incendios forestales fueron el Distrito Central con 191, Yoro con 88, 68 en Gualaco, 46 en Santa Rosa de Copán, 44 en Puerto Lempiras, 37 en Juticalpa y 31 en Danlí.

Aunado a lo anterior, en Honduras, alrededor del 50% de los 298 municipios, son afectados por la sequía que cíclicamente se presenta cada año, lo que trae consigo problemas de abastecimiento de agua, precarias condiciones de salud y una severa crisis alimentaria que afecta principalmente la nutrición de los niños.

Cada año, la sequía representa daños directos a por lo menos 170,000 familias de 145 municipios en el país, la que incide sobre la seguridad alimentaria, principalmente de la niñez.

Hasta ahora, la destrucción del bosque y la falta de lluvias han mermado el caudal de agua en Honduras, por lo que las autoridades han comenzado a aplicar racionamientos.

Con una extensión de 112 mil 492 kilómetros cuadrados, Honduras pierde anualmente entre 60.000 y 70.000 hectáreas de bosques por la tala ilegal y los incendios, entre otras causas.

Herrera Cáceres extendió esa solidaridad hacia las personas y organizaciones que previenen o luchan contra los incendios forestales, la deforestación, la contaminación y la gestión irracional de los recursos naturales, en los bosques y montañas de todas las regiones del mundo.

“La vida, el crecimiento económico sostenido y el desarrollo integral de nuestros pueblos depende de la gestión sostenible de los recursos naturales de nuestro planeta”, declaró.

Agregó que esa es la lucha por la vida con dignidad y bienestar del ser humano. Lucha que se libra cuidando la diversidad biológica, la vitalidad de la tierra y de los sistemas naturales, y la mitigación del cambio climático.

Esos factores determinan el clima, la calidad del agua, del aire, de los ecosistemas y biodiversidad; y la convivencia armónica con la naturaleza, añadió.

“Así salvaremos nuestro planeta y, con ello, nuestras vidas con dignidad y bienestar”, puntualizó Herrera Cáceres.

Explicó que este es un derecho humano individual y colectivo que, dada la interdependencia entre los seres humanos y otros seres vivos, debemos valorar también como patrimonio común de la humanidad”.

El comisionado, recordó que hay compromisos en normas internacionales que Honduras debe cumplir, con el fin de proteger sus ecosistemas naturales, sus bosques y desarrollar una gestión sostenible que permita que sus recursos naturales sean esmeradamente cuidados en beneficio del desarrollo sostenible del pueblo.

La Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible, entre sus objetivos, expresa lo concerniente a los compromisos de todos los países, de gestionar sosteniblemente los bosques y ecosistemas; luchar contra la desertificación, la degradación de las tierras, pérdida de biodiversidad y el cambio climático y sus efectos.


Valora este artículo
(0 votos)

volver arriba