porsalud 2018 5

boton19

GIF Jestereo nov 17

Menu

         

Presupuesto abre debate entre bajar impuestos o eliminar exoneraciones



Presupuesto abre debate entre bajar impuestos o eliminar exoneraciones
Autor del artículo: Especial Proceso Digital

Tegucigalpa – Cuando este lunes el gobierno y la cúpula empresarial se reúnan para socializar el proyecto de presupuesto de ingresos y egresos del 2019, también se debatirá la forma de financiar en el futuro el gasto público, tras existir un consenso, respecto a que, no hay espacio para subir impuestos y otras cargas a los contribuyentes hondureños.

-Sumando la asignación para la administración central y el sector descentralizado, el Presupuesto General para 2019 es de más de 261 mil 500 millones de lempiras.

-Mientras el sector privado pide rebajar los impuestos, el gobierno propone que se revise el gasto fiscal que significan las exoneraciones que este año suman más de 36 mil millones de lempiras.

Mapa de inversion de infraestructuraEn el programa de inversión se contemplan varias obras en todo el país.

Anualmente el presupuesto hondureño sufre alzas por crecimiento vegetativo, inflación, pago de deuda, así como por financiar nuevas alzas salariales o proyectos en infraestructura, además de las áreas sociales como salud y educación, que deben hacer frente todos los años a más presión debido al excesivo crecimiento demográfico del país.

Para el 2019, el gobierno adelantó que el presupuesto sufrirá un incremento de 16 mil millones de lempiras (640 millones de dólares), de los cuales 9 mil millones de lempiras (360 millones de dólares) corresponden al gobierno central y los 7 mil millones de lempiras (280 millones de dólares) restantes a las instituciones descentralizadas.

presupuesto gralEl Presupuesto General para 2019 es de más de 261 mil 500 millones de lempiras.

Los empresarios vienen reclamando una reducción de impuestos, ya que el país cuenta con la mayor carga de tributos sobre el producto interno bruto (PIB) en la región centroamericana, un 17 por ciento aproximadamente, mientras del lado gubernamental se señala que el Estado realiza sacrificios fiscales, vía exoneración de tributos, por más de 30 mil millones de lempiras (mil 200 millones de dólares), equivalente a seis por ciento de la economía nacional.

La ministra de Finanzas, Rocío Tábora, y el equipo del área fiscal del gobierno se reunirá hoy con la dirigencia del Consejo Hondureño de la Empresa Privada (Cohep) a fin de socializar el proyecto de presupuesto, antes que el Consejo de Ministros lo apruebe y lo envíe a finales de semana al Congreso Nacional, a fin de cumplir el mandato constitucional que establece que el gobierno debe turnarlo al Poder Legislativo antes dl 15 de septiembre de cada año.

Aumento en el Presupuesto

Rocio tabora finanzasLa ministra Rocío TáboraLa ministra Tábora detalló que, en total, el anteproyecto de Presupuesto General de la República para el período fiscal 2019, sumando lo que corresponde a la administración central y al sector descentralizado, asciende a 261 mil 500 millones de lempiras (10 mil 460 millones de dólares).

Detalló que la asignación para la administración central que suma 152 mil millones de lempiras (6 mil 80 millones de dólares), mientras que para las instituciones descentralizadas se asignan 109 mil millones de lempiras (4 mil 360 millones de dólares), pero en estas últimas hay que tomar en cuenta que funcionan totalmente con fondos propios y del tesoro nacional.

Inversión totalAnualmente el presupuesto hondureño sufre alzas por crecimiento vegetativo.

"En la administración central los 152 mil millones si dependen en un porcentaje de fondos externos, el incremento total del Presupuesto General de la República es de un seis por ciento, pero yo pido concentrarse en los fondos para la administración central porque es una combinación de la recaudación tributaria que suma más de 133 mil millones de lempiras (5 mil 320 millones de dólares) para 2019 y el resto son fondos externos", apuntó.

El aumento en el presupuesto para la administración central es de nueve mil millones y siete mil millones para la administración descentralizada por lo que el incremento total es de 16 mil millones de lempiras, pero lo que se asigna a las instituciones descentralizadas se sostiene con recursos propios, insistió.

Disertación de la ministroLa ministra Tábora detalló que lo importante en el presupuesto es la asignación para la administración central.

Servicio de la deuda e ingresos tributarios

Aseveró que en esos nueve mil millones de lempiras de aumento para la administración central en el anteproyecto es donde más esfuerzos se han hecho por bajar, pero seis mil millones de lempiras se destinan a honrar el servicio de la deuda, especialmente el bono soberano que se emitió para abonar a los generadores de energía y el resto de los aumentos importantes en el presupuesto de la administración central son para los sectores de educación, salud, infraestructura y mantenimiento vial, seguido de defensa y seguridad.

Se proyecta un ingreso tributario de 133 mil millones de lempiras donde el que más crece es el Impuesto Sobre Ventas (ISV), le sigue el Impuesto Sobre la Renta (ISR) e Impuesto Sobre la Propiedad y en total la recaudación tributaria y de otras fuentes, entre 109 mil y 110 mil millones de lempiras.

La funcionaria aseguró que en el anteproyecto no se contemplan nuevas cargas tributarias, ni ningún impuesto adicional, pero si se espera que la recaudación siga siendo eficiente.

graficas del presupuestoLa ministra Tábora enfatizó que el tema de la reducción de los impuestos como lo plantean los empresarios es complicado.

Reducción de impuestos no es posible

"Quisiera mandar un mensaje, y es que hemos estado en diálogo con el sector privado, ellos insisten en que el Presupuesto General no suba absolutamente nada, y yo les muestro los cuadros y les digo, bueno pensemos juntos, yo soy de las primeras que busco ahorros, pero por ejemplo el servicio de deuda es una carga automática y luego hay necesidades, hay obligaciones constitucionales de cumplir con los compromisos de salud, educación, seguridad y la masa salarial que obviamente crece, solo ahí hay 60 mil maestros y es obligación nuestra contratar médicos, más docentes y para el tema de infraestructura vial, que de 650 millones de lempiras que tenía, pasa a aproximadamente a entre mil 700 y mil 900 millones", argumentó.

Enfatizó que el tema de la reducción de los impuestos como lo plantean los empresarios es complicado por lo que les ha pedido sentarse para analizar el tema de las exoneraciones que representa un gasto tributario.

Graficas comparativasEl aumento en el presupuesto para la administración central es de nueve mil millones y siete mil millones para la administración descentralizada.

Detalló que el déficit fiscal que se proyecta para el Sector Público No Financiero (SPNF), es de 1.5 por ciento en relación al producto interior bruto (PIB), y entre 2.4 y 2.6 por ciento para la administración central, pero se cumple con lo dispuesto en la Ley de Responsabilidad Fiscal y la meta macro fiscal de mediano plazo.

Explicó que se han autorizado 21 mil millones de lempiras (840 millones de dólares) para la colocación de bonos internos, pero eso no se contabiliza como deuda dentro del Presupuesto General porque se trata realmente de refinanciamientos.

Racionalidad del gasto público

Julio RaudalesSobre el tema, el presidente del Colegio Hondureño de Economistas (CHE), Julio Raudales, considera que es muy positivo que se esté socializando el anteproyecto de Presupuesto General en todas las regiones que conforman el Plan de Nación, así como con organizaciones de sociedad civil, aunque lo importante es cuando esos sectores puedan ejercer algún impacto en la formulación del instrumento.

Apuntó que en el tema del Presupuesto General, hay que analizar la perspectiva y el crecimiento de un seis por ciento para la administración se ajusta con lo establecido en la Ley de Responsabilidad Fiscal.

Externó que en ese sentido se debe medir qué tanto de ese seis por ciento va a contribuir a reducir la pobreza, la desigualdad o va a mejorar la calidad y cobertura educativa o cómo va a contribuir mejorar los servicios de salud o en infraestructura.

Enfatizó que se ha demostrado que la utilización del gasto público para andar regalando dinero y subsidios, no contribuye a la reducción de la pobreza.

"Esperemos que no haya efectos negativos en el Presupuesto, esperamos que hay racionalidad en el gasto y que de una vez por todas el presupuesto sirva como instrumento de desarrollo", reflexionó.

Ajuste por inflación

Daniel Durón. CGTMientras tanto, el secretario general de la Central General de Trabajadores (CGT), Daniel Durón, cuestionó que siempre en las negociaciones con organismos internacionales de financiamiento se toma como elemento central el impacto de la masa salarial, desconociendo que hay un derecho adquirido mínimo que se llama el reconocimiento oficial del comportamiento inflacionario en el país.

Pero los trabajadores del sector público tenían seis años de no recibir ni un lempira de aumento y en los contratos colectivos de empresas estatales emblemáticas como el Sanaa, Hondutel y la ENEE, llevan aproximadamente cinco años de congelamiento de la cláusula salarial por lo que desconocer que un trabajador que desempeñe cualquier tipo de actividad, no tenga derecho por lo mínimo al índice inflacionario, le parece que no es correcto.

Endeudamiento interno y externo

Rodulio PerdomoRodulio Perdomo, FosdehDe su parte, el economista del Foro Social de la Deuda Externa y Desarrollo de Honduras (Fosdeh), Rodulio Perdomo, considera que es muy positivo el esfuerzo de transparentar el Presupuesto General en las cifras macroeconómicas, pero hay un conjunto de aspectos micro que son muy polémicos.

Acotó que es importante tener en cuenta que de cada lempira que se recauda, 40 centavos se destinan a pagar deuda,  lo que deviene en más créditos por dos fuentes, la interna y la externa.

El servicio de la deuda crece con la devaluación y si se tiene que pagar una cantidad determinada de miles de dólares y se multiplica por la tasa actual de devaluación, lo que es bueno para los exportadores, es malo para el resto de la población, porque el servicio de la deuda va creciendo en lempiras.

"No creo que tengamos esa estrategia, porque si se deja de endeudarse tendríamos un problema de recesión económica, entonces en lo que se está pensando es que se pueda hacer una reexpresión (reestructuración) de la deuda de corto plazo a mediano y largo plazo, lo que significa postergar, pero aumentar también el servicio de la deuda y emitir más bono soberano", explicó.

Consideró que hablar de racionalizar las exoneraciones es un elemento de política importante para que todos los que viven en Honduras puedan hacer una contribución impositiva, pero lo que sucede en el país es que unos pagan impuestos y otros no lo hacen.


Valora este artículo
(2 votos)

volver arriba

    


CEDAC Baner PRONTO