porsalud 2018 5

boton19

GIF Jestereo nov 17

Menu

         

La dinámica del diario New York Times



puertaPor: Ricardo Puerta                                               

Tegucigalpa.- El artículo del New York Times, titulado (en español) “Después de 78 asesinatos, un capo hondureño de la droga se asocia con Estados Unidos” ha provocado en el ambiente nacional reacciones muy diversas, cómo era de esperar.

Algunas de ellas, tan cargadas de prejuicio, que ni vale la pena citarlas textualmente, y menos, por sus autores.

Soy un lector del NYTimes desde hace años y también de otros periódicos publicados en el extranjero en español e inglés, aunque ahora más en versión digital, por vivir en Honduras. 

El NYTimes encabeza la lista de los 10 diarios más importantes y populares del mundo. Es considerado como el diario por excelencia de los Estados Unidos. Aunque no está entre los diez periódicos que venden más ejemplares al día.

Fue fundado en el año 1851. Diariamente circulan más de un millón de ejemplares. En 1996, el NYTimes creó su sitio web (www.nytimes.com). Lectores de todo el mundo tienen, por ahí, acceso al periódico. Actualmente la versión digital se publica tanto en su edición de EE.UU, Internacional y, recientemente, en idiomas chino y español. 

Considerando lo anterior, me ha interesado saber cómo funciona el NYTimes. Al efecto, he consultado fuentes profesionales, entre ellos, periodistas. Y aquí comparto lo que sé hasta hoy:

En el diario New York Times hay dos secciones bien marcadas: una de Opiniones y la otra de Noticias.

En la de Opiniones escriben autores de distintas disciplinas, con niveles profesionales y técnicos diversos, incluyendo premios Nobel. Entre sus colaboradores hay una amplia y diversa gama de sesgos ideológicos políticos, que van de derecha a izquierda. Aunque en promedio, quienes publican más son los de centro izquierda y centro derecha, con enfoques liberal-progresista, en el sentido norteamericano del término. Los artículos de los colaboradores, invitados o regulares, no reflejan necesariamente la opinión del diario.

En sus líneas editoriales, que es donde están expresadas las preferencias del diario, defiende una economía mixta, con justicia social. Acepta soluciones de corte social-demócrata a al momento de proteger y resolver carencias y amenazas en los grupos sociales más vulnerables, marginados o discriminados. 

Rechaza los extremos de riqueza y de pobreza a que tiende el capitalismo desenfrenado. Apunta por una prosperidad incluyente, generalizada y sostenida, con menos deficiencias e inequidades de mercado, cuando éstas pueden corregirse por controles y supervisiones estatales, transparentes, con rendimientos periódicos de cuentas públicas.  

Defiende el derecho que tienen todos los ciudadanos a la búsqueda de la felicidad, sobre todo, si tienen cubiertas sus necesidades básicas. Favorece la protección del medio ambiente. Y acepta que existe el calentamiento global con causas e impactos que hay que monitorear y seguirlos, para prevenir y mitigarlos. 

En situaciones de conflicto binacional o internacional prefiere las salidas diplomáticas. Esta contra de las soluciones bélicas y la militarización de la sociedad. 

En el Oriente Medio favorece una política cercana y de apoyo al Estado de Israel, país económica y miliarmente dependiente de Estados Unidos. Esta alianza binacional, permite equilibrar los múltiples, complejos y adversos intereses que geopolíticamente compiten en esa región del mundo.

El liberalismo moderno estadounidense se encuentra más asociado en política al Partido Demócrata. Aunque entre los liberales norteamericanos hay también un buen número de votantes independientes, que en tiempos electorales con frecuencia se mantiene neutral hasta última hora, o que finalmente no vota.  

Noticias es la otra gran sección del diario New York Times. En ella predomina el periodismo investigativo que se realiza a través de cinco fases, que llamaremos 5P (la P es la inicial de cada una de las cinco fases indicadas), ineludibles en todo proceso investigador periodístico. Esas fases son: pista, pesquisa, publicación, presión y prisión o perdón.

De ese tipo de periodismo han sido objeto de investigación políticos de derecha y de izquierda, incluyendo presidentes norteamericanos de turno del partido Republicano y Demócrata. Aunque los críticos del NYTimes se quejan que en su historial investigativo  hay más víctimas de políticos y figuras públicas de derecha que de izquierda o progresistas, y más del Partido Republicano que del Partido Demócrata.

Últimamente, el diario, así como el “Washington Post”, están enfocados en mostrar los “trapos sucios” de la campaña electoral pasada que llevó a la Casa Blanca a Donald Trump.

Basado en lo anterior es injusto afirmar que la línea ideológica del periódico hace apología y está a favor de los regímenes y gobiernos latinoamericanos tipo Castro, Hugo Chávez, los surgidos del Foro de Sao Paulo y los que aún se cobijan bajo la bandera del Socialismo del Siglo XXI; por mencionar algunas de las exageraciones citadas por quienes acusan el periódico de ser izquierdista o incluso comunista.

Honduras estaría mejor informada si el ciudadano común tuviera accesibles más y diversas fuentes informativas, digitales e impresas, con enfoques políticos más diferenciados entre sí, aun cuando algunas fueran extrañas o negativas para el país. Esto no significa que exista una “conspiración” para desprestigiar al gobierno actual.

Más de Ricardo Puerta aquí...


Valora este artículo
(2 votos)

volver arriba