baner por salud junio verde

logo19PD

GIF Descarga nuestra app

Menu

         

Transportistas cierran el acceso a San Salvador en protesta por la ola de violencia



San Salvador - Decenas de conductores del transporte público cerraron hoy dos importantes vías de acceso a San Salvador en protesta por la violencia y las extorsiones que sufren, con 87 asesinatos en lo que va del año, informaron los manifestantes y la Policía.
 

Una fuente de la Policía Nacional Civil (PNC) dijo a Efe que los transportistas cerraron durante unas tres horas el bulevar del Ejército, en Soyapanago, y la calle principal que conduce al centro de esa localidad, situada a unos seis kilómetros de la capital.

En la protesta participaron más de medio centenar de autobuses, principalmente de rutas que transitan entre San Salvador y Soyapango, lo que causó un grave embotellamiento y obligó a miles de personas a caminar hacia sus lugares de trabajo.

El presidente de la Federación de Cooperativas de Aprovisionamiento de Empresarios Transportistas Salvadoreños (FECOATRANS), Catalino Miranda, explicó a Efe que el cierre de los accesos se llevó a cabo en protesta por la violencia y las extorsiones que sufre a diario ese colectivo.

Advirtió que unos 87 trabajadores han sido asesinados entre enero y agosto de 2009, frente a las 86 muertes registradas durante todo el año pasado.

Miranda dijo que los transportistas están "altamente preocupados" y han solicitado reuniones con las autoridades a fin de conocer los planes para atajar "la ola de extorsiones y asesinatos".

Consideró que muchos de los crímenes de conductores buscan "sembrar terror" y obligar a los empresarios del sector a pagar la "renta", como llaman a las extorsiones cobradas por pandilleros para dejarlos circular por ciertos sectores y no atentar contra sus vidas.

El presidente de El Salvador, Mauricio Funes, declaró hoy a periodistas que su Gobierno ha heredado esta situación, pero aseguró que están haciendo "todos los esfuerzos institucionales posibles" para frenarla.

"Es un flagelo complicado donde se requiere mucha inteligencia policial y particularmente mucha capacidad de investigación del delito", agregó el gobernante desde la localidad de Izalco (oeste) en alusión al proceder de las bandas.

Por su parte, el fiscal general en funciones, Astor Escalante, pidió a los transportistas que presenten denuncias cuando sean extorsionados, y garantizó que estos casos serán resueltos.

"Si los empresarios (de transporte) denuncian y si hacemos trabajo coordinado, los casos se resuelven, lo hemos demostrado antes", señaló el fiscal.

Aseguró que si las investigaciones se desarrollan "estratégicamente" se pueden desarmar "estructuras delictivas" o capturar a particulares dedicados a extorsionar.

El fiscal informó que en lo que va de año han resuelto cerca de 1.036 casos de un total de 2.265 denuncias de extorsión, y en otros 839 los delincuentes han desistido de los chantajes ante la intervención de las autoridades.

La protesta tuvo lugar entre las 06.00 y las 09.00, hora local (12.00 y 15.00 GMT) y colapsó el tráfico.

Miles de personas que se dirigían a sus lugares de trabajo entre esas horas, tanto en la capital como en las fábricas y comercios establecidos en Soyapango, tuvieron que caminar varios kilómetros y viajar en otros vehículos hasta su destino.


Valora este artículo
(0 votos)

volver arriba